Orongo: la mortal competencia por ser un Dios

0
5350
orongo-isla-de-pascua

Bajar 300 metros por un acantilado de filosas rocas, nadar 1 kilómetro hasta llegar a un islote y recoger el huevo sagrado del Charrán Sombrío, nadar de vuelta y entregar el huevo intacto. Todo esto sin ser comido por tiburones. Esta era la competencia del Tangata Manu, u Hombre Pájaro, una ceremonia que definió el poder político y religioso de la Isla de Pascua cuando los Moais pasaron a un segundo plano. Hoy en día, es en la aldea ceremonial de Orongo donde se encuentran los vestigios de una de las competencias más peligrosas en la historia del hombre.


Una nueva tradición

orongo-y-los-islotes

Luego de varios años de construcción y culto a los Moais, el excesivo gasto de recursos naturales de la Isla de Pascua, una de las más extraordinarias de Chile, obligó a sus habitantes a replantearse. Tanto así que a fines del siglo XVI, los Moais fueron ignorados para dar paso a otra tradición. Nuevos dioses, en especial el Make Make, Dios de la fertilidad, reemplazaron a los viejos y una inevitable sed por el poder comenzó a apoderarse de los distintos clanes. Pero como la idea no era comenzar a matarse entre ellos, la competencia del Hombre Pájaro o Tangata Manu fue establecida para decidir quién lideraría la Isla de Pascua por el lapso de un año.

La Competencia

rano-kau-isla-de-pascua

El volcán Rano Kau posee una laguna de agua dulce y 3 metros de profundidad.

La competencia comenzaba al sur este de la Isla de Pascua, precisamente en el volcán Rano Kau, el crater más grande de Rapa Nui. Es en la cima de este volcán donde se encuentra Orongo, una aldea ceremonial con más de 1800 petroglifos y hogar de los sacerdotes de Rapa Nui.

El proceso era simple. Cada año, el líder de cada clan (o un representante del líder) participaría en la competencia para honrar al Dios Make Make. ¿Cómo se honraba a Make Make? Robando los huevos recién puestos del Manutara o Charrán Sombrío, una ave que cada septiembre llegaba al islote Moto Nui a empollar sus huevos.

piedras-talladas-ruinas-orongo

Figura del Hombre Pájaro y al fondo el islote Moto Nui.

Los participantes se aproximarían a la aldea de Orongo para luego bajar 300 metros por los filudos acantilados de la Isla. Una vez abajo, debían nadar 1 kilómetro hasta Moto Nui y esperar, días o a veces semanas, al primer huevo de Manutara de la temporada para luego volver con el huevo intacto. La mayoría de los competidores moría por caídas, desangramientos o al ser tragados por tiburones. Pero el ganador (o el anciano al cual representaba el ganador) se titularía como el nuevo Tangata Manu, transformándolo en rey de la isla por un año, y destinado a vivir en reclusión hasta la siguiente competencia. Se le trataba como un verdadero Dios, y como tal se le pedía afeitar su cabeza y crecer sus uñas para asemejarse a un pájaro.

[banner name=»salar-de-uyuni»]

La competencia del Tangata Manu fue abolida recién en 1860 cuando el Cristianismo se volvió la religión oficial de Rapa Nui. Sin embargo, otras instancias deportivas y culturales se siguen realizando hasta el día de hoy, como la famosa Tapati Rapa Nui, la fiesta más grande de Isla de Pascua. Curiosamente, existe un solo Moai de la aldea de Orongo que contiene las marcas del dios Make Make. Este es el único vínculo entre la etapa Moai y la del Hombre Pájaro y se encuentra en el British Museum de Londres.

¿Cómo visitar las ruinas de Orongo?

ruinas-orongo-rapa-nui

Puedes llegar en vehículo o a pie. Si vas en auto, desde Hanga Roa debes tomar la carretera hacia el aeropuerto y tomar el desvío a la derecha hacia el volcán Rano Kau donde hay un pequeño estacionamiento. También puedes hacer este camino en bicicleta, la subida es empinada, pero si estás en forma serás recompensado por las hermosas vistas que ofrece la isla.

Para llegar a Orongo también puedes caminar por el sendero Te Ara o Te Ao, que parte desde los jardines de la oficina de CONAF y pasa por la cueva de Ana Kai Tangata, parte del recorrido de los guerreros durante la competencia. La caminata hacia el cráter del volcán toma alrededor de una hora, y luego es un kilómetro más hasta llegar a las ruinas de Orongo.

El Hombre Pájaro en Hollywood

rapa-nui-film-orongo-rapa-nui

En 1994 se estrenó «Rapa Nui«, una película producida por Kevin Costner. A pesar de que no fue un éxito de taquilla, puesto que se equivoca en el 80% de los hechos ocurridos en la isla, la película sí demuestra de forma precisa la competencia del Hombre Pájaro. La película la exhiben en el hotel Manavai, en Hanga Roa, varias veces a la semana.


¿Conoces algo más sobre el culto al Hombre Pájaro que deberíamos incluir en este artículo? ¡Comparte tus conocimientos con nuestra comunidad de viajeros!


 Si te gustó este artículo y la información que encontraste, ¡regálanos 5 estrellas!

5 / 5 (6 votos)


Si te gusta viajar, descubriendo nuevos lugares y personas te interesarán nuestras redes sociales. Únete a nuestra comunidad viajera y disfruta compartiendo con otros viajeros. 
[social_list_post]

[banner name=»circuito-w»]

(Visited 467 times, 1 visits today)